Saltar al contenido

Tipos de brujerías

La brujería consiste en la práctica de invocar entes sobrenaturales para cualquier objetivo. La brujería es vinculada con las artes mágicas, situaciones paranormales y ritualísticas.

El término brujería procede de bruja, que hace alusión a la persona que ejecuta ritos y actos considerados como mágicos o de difícil explicación. Hay quienes aseguran que la brujería surge a mediados del siglo XIII para describir a las personas que se pensaba que poseía poderes para evocar al diablo.

Los practicantes de brujería eran sentenciados a muerte en Europa hasta mediados del siglo XVIII. Anteriormente a ello, la brujería fue definida como un acto de herejía por la iglesia católica y era entregado a la Inquisición (tribunal de la iglesia, determinado a investigar y penalizar los crímenes en contra de las leyes de la religión católica).

En la actualidad, el término brujería posee una representación muy negativa, debido a que no se vincula tanto con las prácticas que diversas comunidades puedan tener si no con las actividades que quedan por fuera de la religión y que conllevan siempre actos oscuros con evocación a entes sobrenaturales, maldiciones o hechizos.

Generalmente, las brujerías se ejecutan también con objetivos negativos, buscando el practicante sacar provecho de otro lacerando a otro individuo.

Tipos de brujería


Chamanismo

El chamanismo consiste en una serie de actos o creencias tradicionales parecidas al animismo, que describen la habilidad de determinar y curar el sufrimiento de las personas y, en diversas comunidades, la habilidad de causarlo. Este tipo de brujería dio inicio a diferentes religiones o cultos y cuyo surgimiento procede del período de Piedra. El chamán consiste en un curandero, que posee poderes sobrenaturales.

Magia wicca

La magia wicca consiste en una religión neopagana surgida como una reaparición de la religión de la brujería comenzada por Gerald Gardner. Esta práctica ha sido reestructurada por muchos practicantes que no están del todo de acuerdo con los preceptos de Gardner.

Esta práctica, en la cual la mayor parte de sus practicantes emplean la magia moderadamente, con el objetivo de mejorar la evolución humana. La magia wicca se describe como el arte de mandar conciencia a voluntad, a veces respaldando dichos ideales o fé con instrumentos o hierbas que simbolicen los deseos del mago.

Magia roja

La magia roja suele emplearse para los temas vinculados con el amor, el bienestar o la sexualidad. En lo que a la temática sexual se refiere, la manera de practicarla es mediante la actividad sexual, en especial para satisfacer a la persona querida y para el disfrute del practicante.

Vudú

El vudú nace de la composición de las antiguas creencias que los esclavos africanos llevaron a las naciones del Caribe, combinadas con la religión católica. En el vudú, es notable la habilidad de revivir a los muertos y de provocar la muerte a voluntad del practicante.

Los zombis, o muertos revividos, pasan a ser esclavos para el bokor, que es la persona que lo resucita. Esta práctica se combina con componentes como muñecos, que son parte de fetiches con poderes sobrenaturales.

Magia blanca

Consiste en una disciplina oculta y forma capaz de generar cambios en la vida de los individuos, mediante magos o adivinos que practican con energías especiales o fuerzas celestiales.

La magia blanca compite continuamente contra la magia negra y es la que pelea contra los conjuros malignos, debido a que la magia blanca trata de buscar el bienestar, el desarrollo mental y físico en relación con el espíritu.

Magia negra

Este tipo de brujería se utiliza desde hace mucho tiempo con el objetivo de provocar males a una o varias personas. En la magia negra se usan objetos negativos para realizar conjuros o maldiciones y causar un daño determinado.

Créditos & citaciones en formato APA: Revista educativa Tiposde.com, equipo de redacción profesional. (2017, 06). Tipos de brujerías. Tiposde.com. Obtenido en fecha , desde el sitio web: https://www.tiposde.com/brujerias.html.